Países de Sudamérica comparten buenas prácticas en salud adolescente

Versión para impresiónVersión para impresiónEnviar por MailEnviar por Mail

Buenas prácticas y estrategias llevadas adelante por distintos países de la región para mejorar la salud de los adolescentes fueron compartidas durante un encuentro en Buenos Aires, organizado por el Ministerio de Salud de la Nación, con el apoyo de la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS), Unicef y el Fondo de Población de Naciones Unidas (UNFPA).

Referentes de salud adolescente de Argentina y sus provincias, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay compartieron sus experiencias durante el Segundo Encuentro Nacional de Referentes Provinciales de Adolescencia de 2017, organizado por el Programa Nacional de Salud Integral en la Adolescencia (PNSIA), en conmemoración de sus diez años. También participó la consultora regional de OPS/OMS en la temática, Sonja Caffe.

Durante la reunión, los participantes compartieron diversas estrategias, como la de los consejos consultivos de jóvenes en Chile, por la que dos representantes adolescentes por región del país se reúnen periódicamente con las autoridades nacionales de salud para discutir los temas de interés.

También se presentó la publicación "Herramientas para el abordaje de la Morbi-mortalidad por Causas Externas", la cual es el resultado de una investigación nacional sobre muertes de adolescentes por lesiones causadas por siniestros viales, suicidios, homicidios y otras lesiones de causa externa, que contó con la cooperación técnica de OPS/OMS. Esta investigación se encuadra dentro de la Estrategia de reducción e la morbi-mortalidad adolescente por causas externas (MMACE) del PNSIA, que incluye acciones de gestión, capacitación, investigación, articulación intersectorial y asistencia técnica a programas provinciales.

En la actualidad, las causas externas explican seis de cada diez muertes adolescentes. Las causas no intencionales -- siniestros de tránsito en su mayoría- son las principales causas de muerte entre jóvenes en Argentina, seguido por las muertes causadas por lesiones autoinflingidas (suicidio).

Muchas veces, los jóvenes son considerados como un subconjunto saludable de la población, y no se le da importancia a sus necesidades de salud, pero el fortalecimiento de su desarrollo y de un entorno saludable les permitirá vivir una vida plena, dentro de este enfoque de curso de vida. 

Durante la reunión, se presentaron además otras dos publicaciones. Una de ellas refiere al embarazo en la adolescencia temprana (menores de 15 años) y fue el resultado de una investigación realizada por PNSIA con el apoyo de OPS/OMS, UNFPA y Unicef. En Argentina, cerca de 3.000 niñas y adolescentes menores de 15 años se convierten en madres cada año, según expresa el documento. En esta franja etaria es posible que el embarazo sea producto de abuso sexual.

La tercera publicación se refiere a salud y adolescencia LGTBI, la cual brinda herramientas de abordaje integral para los equipos de salud.