La OMC y la Fundación Kovacs ponen en marcha una campaña nacional de prevención del dolor de espalda en el colegio

Versión para impresiónVersión para impresiónEnviar por MailEnviar por Mail

El dolor de espalda en los escolares se podría reducir mediante medidas sencillas como fomentar la actividad física, reducir el peso del material escolar, instalar taquillas o facilitar un mobiliario adecuado en las aulas.

(de izda a drcha), el doctor Francisco M. Kovacs y el doctor Isacio Siguero

El doctor Francisco M. Kovacs, presidente de la Fundación Kovacs y el doctor Isacio Siguero, presidente del Consejo General de Colegios de Médicos (CGCOM) durante la presentación.

En España, a los 15 años, más del 50% de los niños y casi el 70% de las niñas ya lo ha padecido alguna vez en su vida. Y padecer dolor de espalda en la infancia aumenta el riesgo de sufrirlo de manera crónica al ser adulto.

Por ello, la Organización Médica Colegial (OMC) y la Fundación Kovacs se unen un año más para lanzar una campaña de educación sanitaria destinada a reducir los problemas de espalda entre la población escolar.

Como explica el presidente del Consejo General de Colegios de Médicos (CGCOM), el doctor Isacio Siguero, el inicio de la campaña “coincide con el comienzo del curso académico, ya que estas fechas son claves para tomar concienciación sobre el problema”. Y es que como recuerda el doctor Siguero, “en este período aumenta el riesgo de padecer dolencias de espalda debido a factores asociados a la actividad escolar”.

En este sentido, el doctor Francisco M. Kovacs, presidente de la Fundación Kovacs, subraya que estudios científicos han demostrado que conocer las medidas de prevención reduce el riesgo de sufrir dolores de espalda y, si se padecen, disminuye el grado de incapacidad que causan. De ahí el interés y la relevancia de la campaña, y la conveniencia de dirigirla a los escolares.

Cómo prevenir el dolor de espalda en el colegio

La medida más relevante para prevenir los dolores de espalda en el futuro es la práctica de ejercicio físico en la infancia.

“De hecho –enfatiza el doctor Kovacs- la actividad física es indispensable y necesaria para que la columna vertebral adquiera su forma definitiva. Además, realizar ejercicio físico de manera periódica reduce el riesgo de padecer dolencias de la espalda y, aumenta la probabilidad de que, si aparece dolor, éste sea de corta duración e influya menos en la actividad cotidiana y la calidad de vida”.

Sin embargo, la práctica de deporte a nivel competitivo puede aumentar el riesgo de que el dolor aparezca y se convierta en crónico. Para reducir este riesgo, es preciso seguir estrictamente las pautas del entrenador y, cuando está indicado, realizar ejercicios compensatorios. También conviene siempre calentar antes de empezar la actividad y estirar los músculos al terminar. Pero el deporte sólo puede causar problemas cuando se realiza a nivel competitivo, en un contexto en el que ganar es más importante que realizar una actividad saludable, y si el entrenamiento es inadecuado y se repite con mucha intensidad. Por eso, ese riesgo sólo afecta a una minoría de deportistas, y no tiene que convertirse en una excusa para no hacer deporte.

Asimismo, el transporte de un peso excesivo en las carteras y mochilas también constituye otro de los factores asociados a sufrir dolor de espalda, especialmente cuando el transporte dura más tiempo. De hecho, estudios internacionales demuestran que el dolor de espalda es menos frecuente entre los escolares que disponen de taquillas en sus colegios, al permitirles transportar menos peso y con menos frecuencia, y entre aquellos que están en mejor estado físico, pues una mayor y más entrenada musculatura reduce la influencia negativa del excesivo peso de la mochila. Eso recalca de nuevo la importancia del ejercicio físico.

En la actualidad, se estima que aproximadamente un tercio de los escolares transportan una carga superior al 10% de su peso, que es el límite recomendado por los expertos para los adultos.

Por último, cabe señalar la importancia de un adecuado mobiliario escolar. “Las sillas y pupitres deben ser de altura regulable de modo que se ajusten a la talla de los escolares para que les permita cumplir las normas de higiene postural, como sentarse lo más atrás posible en la silla con la espalda recta y los codos apoyados. Es evidente que no todos los niños crecen al mismo ritmo y, sin embargo, en la mayoría de las aulas el mobiliario escolar es idéntico e inadaptable, lo que les obliga a adoptar posturas inadecuadas”, afirma.

Prevención temprana para evitar enfermedades futuras

Para el presidente del CGCOM “hay que insistir, de nuevo, en potenciar políticas de educación y prevención entre los niños españoles con el fin de intentar crear hábitos saludables que eviten enfermedades futuras”.

Precisamente, con el objetivo de ofrecer a los escolares las medidas que contribuyen a prevenir el dolor de espalda, la presente campaña se basa en la edición y distribución de un nuevo monográfico del Tebeo de la Espalda, sobre qué hacer para tener una espalda sana en el colegio.

A través del personaje del doctor Espalda y mediante viñetas atractivas y de fácil comprensión, se facilita a los menores los conocimientos fundamentales para la salud de su espalda y la prevención de sus afecciones. Dirigido a escolares de entre 6 y 10 años -dado que para prevenir estas afecciones es necesario educar a edades tempranas sobre los hábitos adecuados para la salud de la espalda- el cómic ha sido diseñado y dibujado por el ilustrador Adolfo Arranz.

En el contexto de esta Campaña la Fundación Kovacs, propietaria de los derechos de copia del tebeo, ha ofrecido gratuitamente un año más a todas las Consejerías de Sanidad y Educación la posibilidad de imprimirlo y distribuirlo entre los escolares de 6 y 10 años durante el curso académico 2008/ 2009.

Mejorar la salud de la espalda mediante juegos

Además, este año con el fin de reforzar los mensajes y facilitar su acceso a los pequeños, se ha creado una Zona Infantil específica en la página web de referencia internacional en el ámbito de la espalda y sus dolencias (www.espalda.org), desde la que también se puede descargar gratuitamente el Tebeo de la Espalda, tanto en castellano, como en su versión en inglés.

En esta zona, de una forma divertida y a través de los personajes del tebeo, se invita a los niños a aprender cómo cuidar su espalda mediante juegos interactivos: puzzles, figuras para colorear, juegos de memoria, o práctica de un test de verdadero y falso para ayudar a fijar los conocimientos adquiridos por el niño, entre otros contenidos.

Con esta campaña, ambas entidades esperan superar el éxito de las ediciones anteriores, en las que han participado diversas Comunidades Autónomas, se han distribuido más de 158.000 ejemplares del Tebeo y se han realizado cerca de 90.000 visitas de la versión digital.

El apoyo de la OMC a esta campaña se enmarca dentro de la política de acercamiento e implicación de la institución con la sociedad y con la salud y bienestar de la misma.

Datos de interés:

  • Más del 50% de los niños y casi el 70% de las niñas en España a los 15 años ya ha sufrido alguna vez dolor de espalda. La falta de actividad física, el exceso de carga en las mochilas o el mantenimiento prolongado de posturas inadecuadas se asocian a un mayor riesgo de dolor de espalda en los escolares
  • La presente campaña se basa en la edición y distribución de un nuevo monográfico del Tebeo de la Espalda, centrado en qué hacer para tener una espalda sana en el colegio
  • Es preciso potenciar políticas de educación y prevención entre los niños españoles con el fin de intentar crear hábitos saludables que eviten enfermedades futuras, como las dolencias de espalda
  • A través de la zona infantil de la web www.espalda.org los niños pueden aprender mediante juegos y de manera divertida cómo cuidar su espalda

Más información: